Archivo de etiquetas| Madrid

El pueblo ha votado

El cuatro de mayo se han celebrado elecciones al parlamento autonómico de Madrid. Finalizado el escrutinio, con una participación del 76,25% el resultado ha sido el siguiente:

Mi opinión sobre lo acontecido, discutible como cualquier otra, es la siguiente:

1.La verdadera ganadora de estas elecciones ha sido Isabel Díaz Ayuso, a título personal, que ha obtenido votos prestados de otros partidos por su actuación durante la pandemia del coronavirus, en la que ha sabido conjugar la salud de los ciudadanos y el mantenimiento de la actividad comercial. Estoy seguro: si en estos momentos se hicieran unas “primarias” en el Partido Popular, desbancaría al indeciso Pablo Casado, que quiere estar en misa y repicando. Ha nacido una lideresa nacional que lo primero que tiene que hacer es cuidarse del fuego amigo.

2.El bloque de la derecha ha obtenido el 57,35% de los parlamentarios autonómicos. No es que haya más gente de derechas y mucho menos que sean fascistas, es que está harta. Stanley G. Paine delimita el fascismo en el tiempo: La era fascista habría muerto en 1945, dice, y el mantenimiento del concepto solo permanece en la retórica política del consenso progresista en el que vivimos. “La clave del éxito fascista era el partido, con un estilo y discurso populista, capaz de movilizar agitando los peores sentimientos y emociones; en especial, el odio y la venganza como formas de justicia casi divina. A esto sumaban el constituir un nuevo tipo: el “partido-milicia” compuesto por tropas de civiles destinadas a someter por la violencia o la intimidación a sus oponentes”.

3.Desaparece de la política Pablo Iglesias, su populismo guerracivilista y sus pretensiones chavistas. La gente no quiere que le digan cómo tiene que pensar, cómo tienen que hablar y con qué ideología tienen que educar a sus hijos. Y ve cómo la izquierda marxista-comunista vive en plan capitalista: Pablo Iglesias en un chalet en Galapagar; Pedro Sánchez en “zona nacional” de Pozuelo; Yolanda Díaz en el barrio de Salamanca; y Mónica García en un piso de trescientos metros cuadrados junto al Retiro de Madrid.

4.Emergen dos nuevas figuras políticas nacionales en la izquierda, o ultraizquierda, ya veremos, trabajadoras, preparadas y que pueden tomar el relevo del ahora defenestrado Pablo Iglesias: la comunista Yolanda Díaz y la también comunista Mónica García, ésta última si Errejovich, personaje más peligroso que Pablo Iglesias porque a este se le veía venir, más impulsivo, más primario en sus manifestaciones y reacciones. Errejón, no. Prefiere mostrarse como conciliador, posición con la que aspira a vivir al albur del PSOE con una política marxista para un nicho de votantes “verdes” dispersos hasta ahora, sin entrar en la resolución de los verdaderos problemas presentes. Y mucho cuidado con esta Fashionaria del Retiro, que ha dicho: “A trabajar para derrotar al gobierno salido de las urnas”. Democracia comunista.

5.Una verdadera lástima la apabullante derrota de dos personas, para mí, muy válidos, inteligentes y dialogantes: Edmundo Bal y Ángel Gabilondo.

6.Y dejo para el último al verdadero perdedor de estas elecciones, al supervalorado, al egocéntrico Pedro Sánchez, el que llevó al PSOE al marxismo y arrinconó a los socialistas que hicieron la Transición y colaboraron de forma determinante en que la democracia llegara a España.

Una de las cosas que más molesta al actual PSOE, y que trata de ocultar de forma intencionada, es que es MARXISTA, porque Marx también era un dictador, chulo de su mujer, de la que gastó todo su dinero y vivió como un rey, y que le “endosó” un hijo ilegítimo con otra a Engels. Solo los que no saben leer ni escribir, o mal intencionados, pueden decir que el marxismo es democracia y libertad. Cien millones de muertos en el siglo XX por el marxismo-comunismo. Nadie, de ninguna democracia, se ha ido a un país marxista. Y lo peor de todo es que esos analfabetos, o malintencionados, nos tratan de tontos haciéndonos creer que la verdad es su mentira. Y es tan elevada su altanería que no se le ha pasado por la cabeza tener una persona de repuesto, joven, honrada, trabajadora, preparada, moderada, relacionada internacionalmente, que conjugue las necesidades de los menos favorecidos con la actividad privada, sin limitaciones ni cortapisas de ningún tipo, que es la que genera el capital y el empleo para que el sistema pueda seguir funcionando.

En nuestra ciudad, Alcalá de Henares, el bloque de derecha ha obtenido el 52,3% de los votos y 42,4% el de izquierda; la diferencia hasta el 100% corresponde al resto de partidos políticos, hasta un total de 20 que se han presentado. De ellos, solo siete han obtenido más de 100 votos, que eran los diputados a elegir y que completaban todas las listas. Este es otro fallo de la democracia. Cualquier grupo de amiguetes puede formar una pequeñísima organización que se presente a las elecciones, que no se votan ni ellos, y así se hacen con el censo de la población y la probable, no aseguro, pero sí imagino, comercialización de datos de los ciudadanos. Alguno de estos partidos ha obtenido únicamente 10 votos, los del fundador y su familia directa.

Acabo estas líneas, no sin antes recordar que en una democracia hay temas que son sagrados; uno de ellos la limpieza de las elecciones. Ha surgido un insistente rumor acerca de un Organismo Público como es Correos que, fundado en el año 1716, tiene una historia impoluta y centenaria, como tenían las Cajas de Ahorros hasta que fueron tomadas al asalto por políticos, sindicalistas y caciques locales, pero que se ha visto involucrado últimamente por unos asuntos feos, como el tema de las balas a políticos y los justificantes de votos para las elecciones autonómicas de Madrid por parte de muchas personas que afirman no haber votado.

¿Qué custodia electoral, policial o judicial tienen los sobres con los votos emitidos? ¿Quién tiene acceso a ellos y, supuestamente, podría cambiarlos? ¿Dónde y por cuántas manos pasan los sobres antes de depositarse en las urnas correspondientes? Todo esto también es aplicable al voto de los españoles residentes en el extranjero.

¿Votos no identificados convenientemente han dado vencedor a la derecha? ¿Votos no identificados convenientemente han hecho menos dura la derrota de la izquierda? En cualquier caso, la justicia tiene la obligación de investigar y aclarar qué es lo que realmente ha pasado, porque Correos y la confianza que inspira a todos los ciudadanos no puede quedar en entredicho. Que nadie diga que “se ha equivocado la máquina”. Las máquinas no se equivocan; las máquinas cumplen las órdenes y los parámetros que la mano del hombre le ha indicado.

Alguien tiene que dar explicaciones convincentes y asumir su responsabilidad, alguien tiene que convencer a los ciudadanos que no existen elecciones trucadas, que todo es limpio y que quien gana es porque lo han votado las personas y no un programa informático. No estamos hablando de ideas ni posicionamientos políticos, se trata de honradez, de decencia y de democracia.

Elecciones a la Asamblea de la C.A. de Madrid

El autor de este artículo es un amigo mío,

profundo conocedor de la vida en Venezuela.

Su opinión no tiene por qué coincidir con la de este blog.

Mi voto será para el Partido Popular

El próximo 4 de mayo votamos los madrileños y con en estas breves notas pretendo dos cosas:

la primera, la transparencia, quiero que mi decisión sea conocida y publica, la segunda quiero dar las razones y motivos de esta decisión, mi voto, que me corresponde como ciudadano libre que soy ahora y pretendo seguir siendo:

Hay tres motivaciones o grupo de circunstancias que me han llevado a esta decisión:

1. Mi experiencia en Venezuela

2. La política Económica y Fiscal.

3. El Valor del Voto

1. Mi experiencia en Venezuela

Algunas personas próximas me indican que yo estoy “mediatizado” por lo que he vivido, o mejor dicho observado de forma privilegiada en Venezuela en estos 11 últimos años. Pues bien, creo que es todo lo contrario lo que yo he visto me da la ventaja de conocer de primera mano lo que ha ocurrido allí. Hace no mucho el infame expresidente Zapatero, se jactaba de conocer la situación de Venezuela por haber viajado 30 veces a este País, pue bien, yo he viajado más de 100 veces los últimos 12 años, he conocido la realidad del País por el conocimiento de las personas, y el análisis de los datos, por el contacto con chavistas y opositores, he conocido muy directamente cómo se puede destruir un País inmensamente rico mediante la aplicación de determinadas políticas, mediante la implementación del socialismo del siglo XXI, una mutación del comunismo clásico ya fracasado en el resto del Mundo, el desastre de Venezuela no han sido los factores externos, ni tampoco la corrupción extrema del País, el desastre Venezolano deriva única y exclusivamente de la aplicación progresiva y cada vez con mayor intensidad, de una política comunista adaptada al País caribeño, el socialismo del siglo XXI y allí conocí a Pablo Iglesias, a Juan Carlos Monedero, a Iñigo Errejón y a otros que luego han ido apareciendo por España, aprovechando el descontento social de la crisis de 2007 y años siguientes.

Para no extenderme más en mi experiencia venezolana, os quiero resaltar dos cosas: He visto personas muy próximas a mí, gente que era como yo, que tenían un buen trabajo, que disfrutaban de una buena vida a través de su trabajo diario, que vivían felices, que sus hijos estudiaban …., he visto como hoy están exiliados, lejos de su entorno y sus relaciones afectivas, totalmente arruinados, sin nada……., la otro cuestión es que algunos a los que les ha pasado esto, cuando hace ya años les mostrábamos el peligro de acabar como Cuba, me decían: “Javi tranquilo, que Venezuela no es Cuba”….., con espanto escucho ahora a los que me decís “Tranquilo que España no es Venezuela…..”, está bien no es igual, es cierto, pero los actores son los mismos, os acabo de indicar que a Monedero, Iglesias, Errejón y otros los conocí allí, cuando aquí no eran nada, y si hubiesen aprendido de aquel desastre, les podría dar un margen de confianza pero vienen con la misma política, con la misma música, con las mismas recetas fracasadas y fracasadas, ¿no os dais cuenta????.

2. La política Económica y Fiscal.

En Economía he tenido el privilegio de tener un maestro extraordinario, D. Julio Alcaide, que hace muchos años ya me decía: “El comunismo está abocado al fracaso porque su teoría económica va en contra de la naturaleza humana ….” Tardé en entenderlo, pero hoy lo comprendo perfectamente, porque mi “otra maestra” ha sido la realidad, la realidad del día a día con empresas de muy diferentes sectores, con miles de empresarios y lo que hoy llaman emprendedores, desde los pequeños empresarios a las grandes Corporaciones, y también la realidad vista a través de los Consejos del Banco, con el ingente manejo de información y la aportación y sabiduría de tantos colegas con los que he tenido el honor de compartir conocimientos y experiencia. En Economía me quedo con esto, ya no me trago el cuento del comunismo y la Economía centralizada, NO, a otro con ese cuento, a otro con esa receta que ha ido “matando enfermos” allí donde se ha aplicado, desde el año 1917, os parece escaso el periodo de prueba para que os deis cuenta que esta medicina es esencialmente dañina???.

En Política económica otro apunte soy contrario a los sistemas que sólo ponen el foco en la protección social , esto es un debate que necesita mucha mayor profundidad y extensión, pero cuando un País crece a dos dígitos en su economía y el paro no baja nunca del 12% y cuando el paro juvenil se sitúa en más del 40%, el problema no es Económico es social y es de un mal diseño, también, de los sistemas de Protección. Hay que sacar a debate de una vez, los conceptos exigencia y esfuerzo versus protección y derecho a la seguridad, algo estamos haciendo mal y muchos mensajes, sobre todo a nuestros jóvenes, son totalmente equivocados…, ¿verdad que nunca a los que tenéis más de 50 o 60 …., nunca os han dicho : “Venga …!!!! Espabila!!!” cuantas veces hemos cambiado esto que nos dijeron a nosotros por el “pobrecito – pobrecita que difícil lo tienen….”

En Política fiscal es donde más desinformación existe tal vez no sólo por desconocimiento no sólo de los políticos que hablan, también de la población en general, mi posición en esto es clara no hay que subir impuestos y menos ahora porque tendrían un efecto negativo en la Economía General y en la propia Recaudación, y no vendría mal que a la vez que hablarnos de subidas de impuestos nos acompañaran un programa serio de gasto y sobre todo de eficiencia de ese gasto, esto los partidos de izquierda en general no lo hacen porque “es totalmente justo sacarle los cuartos al supuesto rico que para eso le sobra y a saber cómo lo ha conseguido y dárselo al pobre necesitado….”

Con independencia de esto os voy a detallar alguna información certera que contrarresta los bulos e informaciones falsas con las que nos intentan engañar cada día: España es uno de los Paises con mayor progresividad, es decir que paga significativamente mas quien mas gana, y con los tipos nominales mas altos en el IRPF.

El dato de presión fiscal en España mas bajo que otros países de la OCDE se explica por el fraude, no por el fraude de 4 ricos, por el fraude generalizado de determinadas actividades a las que habría que vigilar y controlar.

El Impuesto Extraordinario del Patrimonio, no existe en ningún Pais de la OCDE, en su día lo eliminó Zapatero, año 2008, Rajoy lo resucitó, y atenta contra los principios generales del Sistema Tributario por ser confiscatorio.

El impuesto sobre sociedades representa una recaudación muy baja, los tipos efectivos bajos son consecuencia del aprovechamiento por las empresas de diferentes incentivos fiscales que es el propio gobierno quien los establece. Aunque lo reformen y suban los tipos su peso con respecto al IVA o el IRPF, siempre será secundario y menor.

3. El Valor del Voto

El voto es sin duda un activo y un valor de los ciudadanos y quiero darle valor a mi voto, en qué sentido digo esto:

No puedo votar para que consigan cuotas de poder aquellos que fueron inspiradores, amigos, coautores, de las políticas que se fueron implementando en Venezuela y a los que tengo totalmente identificados personalmente, no pudo darles un ápice de confianza ni a ellos directamente ni a sus auxiliadores necesarios en este caso el PSOE.

No creo en el comunismo, porque va en contra de la naturaleza humana. No creo en los sistemas de Economía centralizada, porque siempre han fracasado y han llevado a la pobreza a los pueblos donde se han conseguido instalar.

Hasta la fecha los que están dando señales antidemocráticas son Podemos y el PSOE, con su manipulación de los medios de comunicación, con el señalamiento expreso a determinados periodistas, con el nombramiento de la Fiscal General del Estado, con el intento de asalto al poder judicial, parado en Bruselas…, son cuestiones de tal gravedad que afecta a la libertad y la división de poderes que no se pueden pasar por alto….

Y después de tan profundas y extensas reflexiones, voy a la anécdota el vicepresidente del Gobierno, exige el nombramiento como ministra de su pareja, al puro estilo de los regímenes de izquierda populista sudamericana, esta se rodea de una corte de palmeras que incluyen a la cuidadora de sus hijos con un nivel 30 en la administración, (cuanto cuesta obtener un nivel 30, algunas sí que lo sabéis y muy bien….), se compran en extrañas circunstancias una casa que por su valor no cuadra con sus ingresos…., pero no pasa nada…., deja la vicepresidencia, algunas antiguas compañeras suyas, desde Andalucía le dicen : “Es un inmaduro que no ha hecho nada en la vicepresidencia y no es capaz de terminar ningún proyecto….”, viene a la campaña y la contamina de odio y de un debate pobre y pendenciero, a la vez que sus guardaespaldas se dedican a reventar mítines autorizados y legales de otros partidos, mientras tanto su pareja ha hecho como única contribución en su ministerio incluir en cada proposición de ley el llamado “lenguaje inclusivo”, aparte de darle algunas coces a la seguridad jurídica a la presunción de inocencia y la igualdad de todos ante la ley….., y en todo esto os extraña que mi voto no vaya a estos ni a aquel que dijo “Querido Pablo tenemos 12 días para ganar las elecciones….” Lo que me costará entender es que después de tener toda esta información tú no reflexiones al respecto.

España, con Iglesias hemos topado

SEMANA DE REFLEXIÓN DE VOTO – CCAA MADRID

En España vivíamos tranquilos, políticamente hablando, hasta que irrumpió Podemos, fundado como partido en el año 2014, que se sitúa en la ultraizquierda política española, de ideas radicales, asamblearias, anticapitalistas y comunistas. Entre sus fundadores, en mi opinión, el gran ideólogo es Juan Carlos Monedero, doctor por la Facultad de Ciencias Políticas de la UCM, asesor de Izquierda Unida desde el año 2000, del gobierno venezolano desde 2005 y de Podemos desde sus inicios.

Pablo Iglesias Turrión es licenciado en Derecho, master en Humanidades y doctor en Ciencias Políticas por la UCM, en dónde era profesor interino con un sueldo inferior a los mil euros mensuales cuando fundó Podemos y fue elegido secretario general con el apoyo del 88,6% de los simpatizantes de esa formación. Primus inter pares, ha sido siempre el líder de ese partido y quien, con su dialéctica populista y la impagable ayuda de determinados medios de comunicación masiva, irrumpió en la política nacional en las elecciones del 2015.

Íñigo Errejón Galván, también doctor en Ciencias Políticas, también fundador de Podemos, miembro de las Juventudes anarquistas, anticapitalista y antisistema, fue Secretario Político de Podemos. Por desavenencias con la línea política trazada por Pablo Iglesias, se desgajó de Podemos en el año 2019.

El PSOE socialdemócrata liderado por Felipe González, que puso a España en Europa y reconocida en todo el mundo, fue sustituido por la vuelta al marxismo de Pedro Sánchez, arrinconando a la generación que hizo la Transición y contribuyó de forma decisiva en la recuperación de la democracia.

Tras esta rápida presentación de los actores, nos trasladamos al mes de marzo de 2021 cuando Isabel Díaz Ayuso presenta su dimisión como presidenta de la CCAA de Madrid, disuelve la Asamblea Autonómica y convoca elecciones para el cuatro de mayo.

España tiene un endeudamiento de casi el 120% del PIB, hay más de cinco millones de parados reales, han muertos más de cien mil personas por la pandemia del coronavirus, miles y miles de negocios y empresas cerradas, no acaban de llegar las ayudas anunciadas por la Unión Europea que ve el aumento desmesurado del gasto y ninguna intención de contenerlo, concediendo dádivas a quienes se convierten en ciudadanos esclavos del poder, extendiendo así la masa de personas que viven del todo gratis, de tener todos los derechos y ninguna obligación.

En Madrid, que es la capital de España por si a alguien se le ha olvidado, confluyen todos los caminos, y gobernar Madrid tiene muchísima más importancia, política, social y estratégica, que cualquier otra región o comunidad autónoma de España.

Por ello, todos los partidos pusieron como cabecera de cartel a primeros espadas, hasta tal punto que el vicepresidente del Gobierno, Pablo Iglesias, vislumbró una salida airosa del Consejo de Ministros y se autoeligió como candidato a la Presidencia de Madrid con la excusa de “No podemos consentir un gobierno de la ultraderecha” que, dicho así, por el líder de la ultraizquierda comunista, ideario que mató más de cien millones de personas en el siglo pasado, suena muy fuerte y fuera de lugar.

Pablo Iglesias es a Marx lo que Monedero a Engels; los primeros lucen, política y personalmente, hasta en la “buena vida”: Marx gastándose el dinero de su mujer, Pablo Iglesias viviendo como nuevo rico a la vez que pretende implantar el leninismo español del siglo XXI. Partiendo del marxismo, actualiza el pensamiento comunista, algo parecido a lo ocurrido con el trotskismo, maoísmo, castrismo o chavismo (en Venezuela, una persona que cobra el salario mínimo tardaría 4.000 años para poder comprar una vivienda).

El partido político es un instrumento para la organización y adoctrinamiento preestablecido; los cambios deben contemplarse con la meta de la consecución de un estado socialista, con una fuerte institucionalización del movimiento sindical y obrero, complementado con colectivos minoritarios a los que se les ha hecho sentirse importantes y fundamentales en el vivir de cada día; tolerancia cero al concepto y modelo capitalista, no existiendo modo de convivir con el pensamiento capitalista, que es necesario sustituir por la dictadura del proletariado, socializando (expropiando, nacionalizando) los medios de producción y propiedades privadas, poniéndolos a disposición del pueblo, incluido amedrentamiento a periodistas críticos con Podemos.

Pablo Iglesias se despidió el pasado 24 de marzo del Congreso de Diputados como vicepresidente del Gobierno ensalzando el comunismo, claro, rotundo, sin complejos y desafiante, como si el comunismo fuera la verdadera democracia y el futuro inminente de España. Nadie que lo vote puede llamarse a engaño.

La guinda al pastel, la puso hace unos días: “Sólo un cretino se sentiría bien cuando lo que tiene encima es muchísimo trabajo”. Ese es el espíritu del comunismo, gandul, vago y zángano a la hora de emplear el martillo para trabajar, utilizando la hoz para que lo hagan los que ellos llaman capitalistas.

Lo hasta aquí expuesto, es también aplicable a la formación MÁS MADRID, escisión de Podemos por contraposición de egos de sus líderes, pero con las mismas ideas y posicionamiento político.

Todas las encuestas dan vencedora a Isabel Díaz Ayuso en las elecciones autonómicas de la próxima semana, pero, en mi opinión, para ser presidenta tendrá que contar con el apoyo de los votos de VOX, partido que, hasta el momento, no ha hecho nada contra la Constitución, siendo probablemente el que más la defiende en su totalidad, y en cambio “alguien” se ha empeñado en crear una opinión casi generalizada como que son los malos de la película, anticonstitucionales, ultraderechistas, peligrosos, agresivos, españolistas y fascistas, que es el apelativo de moda para todo aquel que no sea afecto al régimen imperante en el Gobierno.

La izquierda radical podría llegar a gobernar Madrid si obtuviera mayoría la suma de diputados autonómicos del PSOE: “Me intranquilizaría que alguien con un planteamiento radical formase parte de mi gobierno”, ha asegurado Ángel Gabilondo en relación a Pablo Iglesias, retórica que enmascara una mentira como aquellas de Pedro Sánchez de “no dormiría tranquilo por las noches si fuera presidente con ministros de Podemos” o “no podría aceptar una coalición con Podemos, que supondría tener dos gobiernos en uno”; Podemos, al que seguro votan los autónomos y comerciantes porque lleva en su candidatura al portavoz del Sindicato de Manteros, esos que les hacen la competencia sin pagar impuestos a la puerta de sus negocios, aquellos a los que okupan sus casas y los miembros de las Fuerzas de Seguridad del Estado a los que quiere controlar como “policía política gubernamental”; y Más Madrid, en donde Errejón ha impuesto la democracia de lista cerrada y sin primarias, no descartando que Pablo Iglesias sea investido presidente de dicha comunidad, intercambiando los apoyos parlamentarios del PSOE aquí y de Podemos en el Parlamento nacional, porque todos esos partidos representan el anticlericalismo obsesivo, el deseo de derogar la Constitución y el establecimiento de una dictadura de izquierdas.

Hoy en día, en España, toda decisión política incide de forma determinante en la economía y el estado de bienestar del que hemos venido disfrutando. Y un triunfo en Madrid de la izquierda, llevaría a toda la nación a más intervencionismo, más paro, más fiscalidad, más subvenciones, fuga de empresas, menos inversiones, menos propiedad privada y menos libertad.

Con ello, Bilderberg enterraría a Casado (por díscolo a sus consejos), a Isabel Díaz Ayuso (por presentarse destocada al ser nueva en plaza de categoría especial y estar fuera de control), a Inés Arrimadas (por haber fracasado en la consecución del objetivo asignado) y a VOX en conjunto (por ir contra el “pin parental” que les permitiría adoctrinar a las nuevas generaciones), y tendríamos PSOE marxista-globalista en el gobierno de la nación hasta que, en cualquier momento, no pudiera pagarse la Deuda Pública. Por eso, en estas elecciones autonómicas hay mucho en juego sobre el futuro de toda España.

Averigüen por su cuenta

SEMANA DE REFLEXIÓN DE VOTO – CCAA MADRID

“Ni amnistía ni autodeterminación, cumplimiento íntegro de las penas y unidad nacional; y van a escuchar la voz de miles de compatriotas que no están dispuestos a mirar a otro lado, van a sentir su fuerza política y moral en esta Cámara y en la calle, y les aseguro que cada vez serán más porque no están solos y nosotros vamos a ayudarles a romper la espiral del silencio que ustedes han impuesto a través del miedo, de la compra de voluntades y de la violencia que se respira en nuestras calles y que sufren desde el comerciante o el hostelero hasta el jubilado que quiere disfrutar de un paseo en público.

Nuestra posición, ya les avanzo que va a ser radical, radical en la restauración de las libertades y los derechos de los ciudadanos, en el orden constitucional vigente, radical en la defensa y en la aplicación de la ley que nadie está por encima de ellas, y solo los aspirantes a tiranos creen ser superiores a sus compatriotas. Seremos radicales y nos reafirmaremos en nuestra consideración de enemigos, que no adversarios, a quienes han dado un golpe de estado, a quienes han volado por los aires la convivencia en nuestra tierra y utilizado, además, las instituciones para oprimir al pueblo. Seremos radicales en la defensa de la verdadera nación, no en esa ensoñación que usted expresaba con anterioridad, sectaria, de confrontación, de división, no, no, la verdadera nación de ilustres pensadores y escritores. Una nación fuerte en una patria grande, porque nuestra democracia no es militante, pero nosotros somos militantes de la unidad de España, de la libertad y de la igualdad. Quien ataca todos los principios rectores de toda democracia, es enemigo nuestro y del legado que hemos recibido de generaciones pasadas. Defenderemos la nación y a sus ciudadanos hasta el final. Que Dios les bendiga y que Dios bendiga a nuestra patria”.

¿Son ideas de centro, de izquierdas o de derechas; democráticas o dictatoriales; constitucionales o revolucionarias; lógicas o radicales; progresistas o regresivas; participa usted de ellas o está en contra? Es copia textual del discurso de un político el mes pasado. Averigüen por su cuenta de qué personaje se trata.

Debo ser un bicho raro

Autor: José María García Gómez

Veamos, resulta que VOX partido que es legal, al que votan algún que otro millón de españoles, ha puesto un cartel propagandístico con motivo de las elecciones a la CA de Madrid este próximo 4 de Mayo, en el que hace notar la diferencia de trato, económicamente hablando, entre un jubilado español sin recursos y un MENA es decir un menor normalmente marroquí al que debemos dar manutención, sanidad, alojamiento, vestido, educación y lo que se tercie, además de monitores y vigilantes para que le cuiden.

Ese menor tiene unos padres en Marruecos que le han dicho, vete para España que allí te mantienen y te cuidan y como eres menor y si no te lo haces, eres inimputable  penalmente hablando y puedes delinquir para tu provecho, cosa que aquí en Marruecos te majan a palos

En la actualidad Marruecos se esta permitiendo gastar en ARMAMENTO, señores pacifistas de los eggs, un montón de dinero, en carros de combate, aviones de ultima generación y barcos, en vez de en tener a su población, sobre todo la del Rif protegida. Claro que para eso tiene a España en Ceuta, Melilla, Canarias y Península, con cantidad de ONG´s y Fundaciones y observatorios que velan para que a sus niños, angelitos míos, a los inmigrantes ilegales que vienen en pateras que esas ONG´s y traficantes acercan a la costa, se desviven por cuidar, alimentar, tutelar y educar, ya que os españoles somos así de buenos.

Ayer la ministra de Trabajo y vice presidente tercera, creo, Yolanda aplaudía al mantero que el Chepas ha metido en su lista electoral, mientras este arremetía contra la policía. 

Es decir una ministra que debe velar por los trabajadores españoles aplaudiendo a un señor que se dedica a vender mercancía falsa y/o supuestamente robada.

A los que pensamos que esto no puede continuar así, nos llaman fachas. ¡PUES VALE!

NOTA. Opinión libre que no tiene por qué coincidir con la de este blog.

Hipócrita España

El pasado día nueve, un virus informático ha atacado los ficheros base del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE), secuestrando datos que según ha manifestado el director de dicho organismo “no se ha visto afectada la confidencialidad ni el sistema para el pago de prestaciones y de ERTE”, “no está afectando al sistema de nóminas”, por lo que “la prestación seguirá recibiéndose sin problema”, pero en cambio “causará un retraso en la gestión en toda España”. También lo ha sido el INSS, ficheros de peticiones de pensión pública o las prestaciones de maternidad y paternidad. No es muy listo el virus informático, pues ha accedido a los datos de los pobres, parados y jubilados, y ha pasado de largo sobre los componentes del Gobierno, Parlamento y grandes contribuyentes fiscales.

El CNI, a través del Centro Criptológico Nacional, se encarga de las investigaciones.

El SEPE está saturado desde hace meses, por la antigüedad de sus sistemas informáticos, por no haber incrementado las plantillas en proporción al aumento del trabajo, y al desmesurado crecimiento de personas en paro y en situación de ERTE.

La Hacienda española tiene menos ingresos por cierres de negocios y empresas, por la disminución de beneficios, por la deslocalización habida y por la morosidad en el cobro de impuestos.

Las dos principales actividades económicas del país, construcción y turismo, prácticamente paralizadas, reclamando ayudas e indemnizaciones, eso sí, siendo los negocios lícitos (excluyo drogas, prostitución, armas y delitos de cuello blanco) que más dinero negro generan, directa e indirectamente, y que, en el caso del turismo, pretenden obtener beneficios en medio año para vivir un año entero. Seguimos centrados en estos trabajos, esperando su resurgimiento y olvidando, una vez más, fomentar las empresas de mayor valor añadido, tecnológico y humano, investigación, nanotecnología y desarrollo puntero.

En la construcción, con tanto parado, inmigrante subvencionado, sueldos precarios y más ajustados y legislación contraria a quien pone los recursos monetarios, los préstamos hipotecarios son riesgos cada vez más inciertos en las carteras de los bancos, que en muchos casos han vendido sus operaciones morosas a fondos o inversores expertos en recobros, que tienen su beneficio, precisamente, en el desahucio del mal pagador y la reincorporación de la vivienda al mercado de alquiler o nueva venta.

En cuanto al turismo, España ha dejado de ser ese país barato y en el que nadie te molestaba, para pasar a ser competencia directa de otros países que en estos momentos disfrutan de esos parámetros.

Por otra parte, todo el mundo reclama ayudas y subvenciones. Muchas de las ayudas que estoy viendo, por lo que publica la prensa, son a empresas zombis desde hace años, refinanciadas y vueltas a refinanciar por la banca en muchas ocasiones: es poner dinero bueno sobre dinero malo, que al final todo se convierte en malo. En otros casos, sus dueños se han embolsado buenos dividendos durante años, que no han repartido con nadie, pero ahora pretenden repartir las pérdidas. La explicación para mantener esas empresas inviables financieramente hablando, es clara: Evitar el aumento del paro que se produciría.

En cuanto a las subvenciones a chiringuitos de todo tipo, es una completa administración política paralela, dónde colocar a adictos al régimen imperante, que al igual que en épocas pasadas éramos “la reserva espiritual de Occidente”, estos son “la reserva obrera”, presta a hacer la revolución en la calle a instancias de quienes los sostienen.

Cuando un mal contable quiere cuadrar un balance y no lo consigue, o quiere ocultar la realidad de una empresa, aumenta el importe de las existencias hasta que debe y haber se igualan. No sé hasta qué punto podremos seguir haciendo eso en España, pero lo que es una verdad incontestable para cualquiera que sepa lo mínimo de finanzas, es que la falta de liquidez es el inicio, sin parada, de la suspensión de pagos.

La otra noticia importante de la semana ha sido la convocatoria anticipada de elecciones a la CCAA de Madrid. Isabel Díaz Ayuso, que durante el tiempo que llevamos de pandemia por coronavirus ha conseguido situar la región como el principal motor económico de España, con los menores impuestos, se ha adelantado, por minutos, a la moción de censura presentada por el Partido Socialista, en una partida de trileros en la que todas las partes tenían preparadas sus cartas marcadas, porque ni una ni otra cosa se improvisa en diez minutos, planteándose una disputa jurídica sobre qué fue primero, si el huevo o la gallina, si prevalece o no la convocatoria de elecciones y la disolución del parlamento autonómico, o la presentación de la moción de censura.

La opinión de acreditados juristas es que los efectos del decreto son “ex tunc”, es decir, “desde siempre”, desde el momento mismo en que el acto tuvo su origen, retrotrayendo la situación jurídica a ese estado anterior, a la hora de la firma del decreto de disolución. Así se ha pronunciado el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) rechazando las medidas cautelares instadas por la Mesa de la Diputación Permanente de la Asamblea de Madrid, porque “la disolución anticipada de la Asamblea de Madrid -cumpliendo las exigencias impuestas legal y estatutariamente para la adopción de tal acuerdo-, la validez y eficacia del correspondiente Decreto no pueden verse comprometidas por la presentación ulterior de una o varias mociones de censura. Sostener lo contrario dejaría, eventualmente, a la mera voluntad del número de diputados que ostentaran la representación exigida para presentar una moción de censura -15 por 100- el eficaz ejercicio de aquella potestad, bastando con presentarla con posterioridad a la adopción del acuerdo de disolución para privarle de virtualidad alguna”. Ahora, cabe la posibilidad de recurso de reposición y de casación, hasta llegar a las más altas instancias de los tribunales de justicia españoles.

En la práctica, una moción de censura -que es legal, constitucional y democrática- son pactos entre partidos políticos que se presentaron a las elecciones con programas no solo diferentes sino contradictorios, como en este caso es constatable por la insistencia en llevarla adelante para evitar el voto directo de todos los ciudadanos en unas nuevas elecciones, cuya convocatoria por parte de Díaz Ayuso trastoca toda la política nacional. Ciudadanos (Inés Arrimadas) y Más Madrid (Íñigo Errejón) podrían pasar a ser partidos residuales en Madrid, y la dimisión de Pablo Iglesias como VP del Gobierno y su presencia como candidato a la presidencia de la CCAA Madrid, es una convulsión total al futuro de España, sea cualquiera el resultado.

El Partido Socialista ha elegido cabeza de cartel autonómico a Gabilondo, peón que da escolta a Sánchez en cuanto le indica, ya que el tiempo corre en su contra para designar un candidato alternativo. Sus huestes en los medios de comunicación están asustadas: han empezado a bombardear con “elegir entre socialismo o barbarie” de la marxista polaca Rosa Luxemburgo en 1915, años a los que el marxismo-comunismo quiere retrotraernos.

VOX aumentaría su presencia y, posiblemente, sería socio indispensable para que el Partido Popular siguiera en el Gobierno, debiendo tragarse Pablo Casado sus palabras en contra de ese partido. Y si Díaz Ayuso ganara, sola o acompañada de terceros que decía aquella triste sentencia judicial, pasaría a ser, junto a Núñez Feijóo, la alternativa de futuro de su partido, que es lo que en el fondo se está cuestionando con esta moción de censura ideada por el maquiavélico Iván Redondo desde La Moncloa.

Mientras todo esto pasa, nos confinan en Semana Santa en cada una de las diecisiete taifas nacionales: Quien viva en Madrid no puede ir a ver a su familia a Ciudad Real. Pero en cambio, todos los aeropuertos nacionales pueden recibir a quien quiera aquí venir desde cualquier parte del mundo. ¿Es lógico? Pensándolo bien, a los comunistas, marxistas, ateos, musulmanes y otras personas no cristianas, no les importará porque no tienen nada que celebrar y podrían dedicarse a seguir trabajando en esos días; y a los católicos, tampoco, pues ellos deben vivir esas fechas con el espíritu religioso y de recogimiento acorde a lo que se conmemora. ¡Ah!, ¿que no es así? Hipócrita España.

Publicado en PUERTA DE MADRID de Alcalá de Henares el 19-03-2021

Paraíso fiscal de Madrid

Estamos a punto de morir, de rodillas, ante las nuevas hordas dictatoriales e implorando una vacuna que pretende modificar el ADN humano mediante ingeniería genética en el que se han introducido genes de otras especies, como el chimpancé.

Al amparo del miedo que nos invade, la política española se está convirtiendo, se ha convertido ya, en un mercadeo árabe en el que el regateo es de obligado cumplimiento, con el agravante que nuestros políticos saben de antemano que van a llegar a un acuerdo, satisfactorio en beneficio mutuo, a pesar del espectáculo teatral que representan a diario.

Pedro Sánchez impone a Margarita Robles, ministra de Defensa, trasladar el cuartel del Ejército en San Sebastián para lograr el voto favorable del PNV a los Presupuestos. Estos cuarteles están plenamente operativos, estratégicos para el CNI y, con ellos, desaparece la inmediatez de actuación en el País Vasco ante cualquier insurrección o hipotética independencia, en la que el Ejército tardaría en reaccionar más de lo debido, situación no descartable ante manifestaciones como las que ha realizado Otegui: “Necesitamos que la gente ocupe la calle ….. hemos convocado una manifestación para el día 6 de diciembre, en contra de la Constitución, por la república vasca ….. con sectores abertzales, soberanistas, a los de izquierda, a las mujeres, a los antifascistas ….”  

El otro punto álgido separatista, Cataluña, por boca de un personaje con nombre que lo define, exige a Pedro Sánchez que ponga fin al control financiero del Estado a la Generalitat y que iguale los impuestos que se pagan en la Comunidad Autónoma de Madrid con la del resto de autonomías. Lo que realmente está pidiendo es que se suba el IRPF y el impuesto de sucesiones y donaciones, para igualarlos a los vigentes en las autonomías regidas por socialistas, podemitas e independentistas, que dilapidan el dinero en gastos “suntuosos” de tipo proselitista, subvenciones a adictos, embajadetas publicitarias y todo tipo de actos cuyo único objetivo es su ansiada independencia. Todo ello mediante una enmienda a los PGE con la siguiente redacción:

  1. Se crea la cuota estatal en el Impuesto sobre el Patrimonio cuyo rendimiento constituye ingreso del Estado no cedido a las Comunidades Autónomas.
  2. Tributan por la cuota estatal los contribuyentes por obligación personal
  3. La determinación de la cuota líquida estatal se ajustará a las reglas siguientes:
  4. a) Se aplicará la normativa estatal vigente reguladora del Impuesto. En ningún caso serán de aplicación las normas aprobadas por las Comunidades Autónomas en ejercicio de la capacidad normativa reconocida en la Ley de cesión tributos.
  5. b) El importe del mínimo exento, así como la escala de tipos de gravamen, serán los que haya fijado la normativa estatal con carácter supletorio”.

Si esto se lleva a efecto, se cierra la puerta a las reducciones que tienen establecidas las comunidades autónomas, y antes que transcurran los muchos años que se tardan en obtener una sentencia final firme, Madrid debería enrocar el texto legal (hay que ser más malos que los malos) a través de vías subsidiarias compensatorias a estudiar.

Ya puesto, deberíamos igualar también el Concierto Económico del Régimen Fiscal del País Vasco y Navarra, la calidad de la sanidad pública, los sueldos de los funcionarios, policías, guardias civiles, bomberos, profesores, médicos y enfermeros; la compra unificada de material sanitario al mismo precio en todas las comunidades autónomas; el embargo al FC Barcelona por impago a Hacienda, al igual que ha hecho con los jubilados morosos mediante detracción de su deuda en la nómina extra de este mes; y así en otros muchos temas en los que, principalmente Cataluña, ha mantenido una ventaja competitiva hasta que al dinero le pusieron alas con un tres por ciento de potencia y se trató de disimular con el adoctrinamiento independentista.  

Madrid se ha decantado por bajar los impuestos, y ha obtenido mayores ingresos; Cataluña ha implantado impuestos hasta por tomar una gaseosa y, junto al éxodo de empresas debido a sus pretensiones independentistas, ha reducido drásticamente sus ingresos fiscales; a esto, lo llaman “paraíso fiscal de Madrid”, lo que solo es una buena administración basada en controlar los gastos y aumentar los ingresos, idea fundamental en cualquier empresa bien gestionada.

Otra que se queja de lo mismo es María Jesús Montero, que fuera consejera de Hacienda bajo el Gobierno de Susana Díaz y que no pudo hacerlo peor, batiendo todos los récords de paro y endeudamiento autonómico. Y ahora está en el Gobierno, con una sonrisa melifrua y con más peligro que un mono con un cutter en la mano.

No vale quejarse cuando uno va perdiendo el partido, ni pretender que acaben con empate a cero los que juguemos fuera de casa y con victoria local los jugados en nuestro campo. Porque, sin reconocerlo, ¡¡faltaría más!! estaríamos volviendo a un estado centralizado en el que los 47 millones de ciudadanos que lo habitan tendrían los mismos derechos, obligaciones, deberes y leyes. Solo les faltaría decir que con Franco se vivía mejor.

Fuente: Libremercado

Mi nueva vida

Confieso que he estado equivocado durante muchos años. Nací pobre de solemnidad, en una corrala en la que la letrina estaba en un patio anejo a la vivienda y en la que el Marca hacía las veces de papel higiénico del momento.

Hijo de un trabajador incansable y de una madre ocupada todo el día en encender el fuego, limpiar la casa, lavar, planchar, preparar la comida, aún le sobraba faena para tener que remendar por la noche los calcetines del marido y de los hijos, utilizando un huevo de madera que se introducía en ellos y se cosían por fuera, trabajo muy delicado porque si no se realizaba bien, el cosido se clavaba en los pies cuando te los calzabas.

Fui un chaval espabilado, más que nada por necesidad, no mal estudiante, rebelde con causa, que se acentuó cuando hice el servicio militar en un regimiento de la España profunda al que destinaban los soldados de más nivel cultural, pero con ideas políticas contrarias al régimen imperante.

Trabajé mucho y logré situarme en una labor profesional en la que ganaba 2.500 euros mensuales. Y aquí es cuando se produjo mi milagro espiritual. Me di cuenta que entre lo que me retenían por impuestos de rendimiento del trabajo, de la seguridad social, que mis hijos no tenían becas de ningún tipo y tenía que pagar los colegios, los libros y resto de gastos inherentes a su educación, el alquiler de la vivienda, agua, luz e internet, al final me quedaban unos 600 euros mensuales para vivir.

Me comparé con quienes no trabajan y están subvencionados en todo y por todo, y llegué a la conclusión que estaba haciendo el tonto. Dejé el trabajo, me apunté al paro, cuando se acabó el paro me acogí a otras subvenciones, hago alguna chapucilla de cuando en cuando, por supuesto, sin pagar impuestos, di una patada a una puerta y ahora vivo de okupa, sin pagar alquiler, agua ni luz, no consiguen echarme de la vivienda porque un amiguete me apuntó a eso de “stop desahucios”, no pago ninguna multa porque soy insolvente y por lo tanto no me pueden embargar, y el dinero que tengo lo guardo en una caja de zapatos muy bien escondida en un sitio que solo yo conozco.

Así que este “puente” del Pilar he decidido actuar como la ultraizquierda política que me ha dado la buena situación que ahora tengo. Pese al confinamiento en Madrid, nuestro presidente del Gobierno, Sr. Sánchez, se ha ido a Portugal; el exministro Bono, a Panamá; las ministras Calvo, Calviño, Marisú Montero, Celaá y Robles; los ministros Ábalos, Campo, Marlaska, Castells e Illa; uno de los más imparciales presentadores televisivos, el Gran Wyoming; todos ellos, y ellas, han abandonado Madrid.

Con este ejemplo, yo también he salido de Madrid, igual que mis líderes del Gobierno, y he ido a comer opíparamente, como hacen mis líderes sindicales, siguiendo el patrón de mi líder podemita Pablo Iglesias de prosperar pasando de vivir en Vallecas a un chalet de un millón de euros, pagando en efectivo no vaya a ser que a algún inspector de Hacienda le dé por mirar mi no declaración, lo que puede impedirle revisar la de los Pujol, la de políticos que eran pobres de solemnidad y ahora son ricos, y la de todos aquellos que por los signos externos, su vida social no corresponde con los ingresos declarados.

Una vez de viaje, he pasado a Portugal, país hermano que cada día está más cerca del nivel de vida en España, y he comprado mascarillas, que parece es la panacea actual para el tema del coronavirus; allí se vende la caja de veinte mascarillas quirúrgicas a un precio total, impuestos incluidos, de 1,74 euros la caja, lo que me ha hecho pensar que algún camarada se está poniendo las botas, metafóricamente hablando, pues es de suponer que tendrá que estar regando el huerto para que crezca la hierba.

Y cuando he vuelto a casa he revisado la ley que dictó Doña Menda, Condesa de Cabra, sobre el confinamiento en la Comunidad Autónoma de Madrid. Me he dado cuenta que he cumplido con la ley, porque el artículo 5.1 está redactado por algún abogado de los que pasó curso sin aprobar todas las asignaturas, una sola palabra “EXCEPTO” cambia todo el texto legal, con lo que hay base más que suficiente para que sean nulas todas las multas que se están poniendo por saltarse la reclusión que, en teoría, el Gobierno ha decretado.

Esto es lo que hay. La España de “charanga y pandereta” de Antonio Machado, de la improvisación, de la hipocresía y apariencia de la novela picaresca, del vago y maleante, del fariseo que predica con la palabra, pero guarda el trigo en su silo, del que no se espera, como decía el periodista José María Garcia, “ni una mala palabra ni una buena acción”, de la España que nos ha tocado hoy vivir. Menos mal que nos queda Nadal.

La democracia ha muerto

Un Estado de Derecho, democrático, tiene tres funciones principales: crear las leyes por las que se va a regir ese Estado, gobernar el país de acuerdo a esas leyes y vigilar que todo el mundo sin excepción cumple esas leyes que se han creado. Cada una de estas funciones se llama Poder.

El Poder Legislativo es el encargado de hacer las leyes. En España el Poder Legislativo es el Congreso de los Diputados.

El Poder Ejecutivo es quien gobierna el país de acuerdo a las leyes vigentes. En España el Poder Ejecutivo es el Gobierno.

Y el Poder Judicial es quien se encarga de que todo el mundo respete las leyes.

Cada Poder debe ser totalmente independientes de los otros dos, y las decisiones de un Poder no pueden ser invalidadas, anuladas o modificadas por otro Poder.

En caso contrario, sería algo normal y habitual las injusticias de todo tipo. Piense que si los mismos que hacen las leyes son los que gobiernan el país según esas leyes y, a la vez, son quienes dicen quién cumple o deja de cumplir la Ley, sería muy fácil para ese grupo de personas hacerse las leyes a su medida, pensando en lo mejor para sus intereses y no para el conjunto de los ciudadanos.

Ayer murió la democracia, que tanto nos costó conseguir, en nuestro país. El Gobierno declaró el Estado de Alarma en la Comunidad Autónoma de Madrid, en contra de la sentencia dictada por el TSJM sobre el confinamiento de los ciudadanos de esta Comunidad por el tema coronavirus, el mismo día que Cataluña ha notificado los peores indicadores de la epidemia desde el fin del estado de alarma y el inicio de esta segunda ola.

Todos los medios de comunicación se han centrado en si es conveniente o no “cerrar” Madrid, pero ninguno ha reparado en que el Gobierno ha corregido al Poder Judicial al no estar de acuerdo con su sentencia. No me gusta tu sentencia, cambio la ley. ¿Cómo se llama el sistema político en el que el Poder Ejecutivo cambia las leyes a su conveniencia? Aquello de la democracia orgánica de Franco ha quedado superado por esta medida dictatorial.

El Gobierno de la Nación tuvo conocimiento, como tengo documentado en mi libro UN CUENTO GUBERNAMENTAL, desde el 31 de enero del presente año, aunque hay posteriores estudios que lo datan en fechas anteriores. Desde entonces, mintiendo descaradamente sobre el número de fallecidos y sus circunstancias, más de 50.000 muertos contemplan su actuación.

Pero Madrid está gobernada por el Partido Popular, y Pedro Sánchez no va a parar hasta hundir la economía madrileña, que es la primera de España, con los impuestos más bajos y que está bajo el punto de mira de los socialistas, como dijo García Page: “Hay que impedir la competencia fiscal desleal entre autonomías”, proponiendo que el Gobierno recupere la gestión de impuestos como sucesiones y donaciones para fijar un mínimo de tributación que sea igual en todas comunidades, dejando al margen las forales que esos no se andan con chiquitas; yo propongo que los policías, guardias civiles, bomberos, médicos y otros funcionarios, cobren lo mismo que en el País Vasco o en Cataluña, que se puedan quemar contenedores y mobiliario urbano, como en Cataluña, que se puedan hacer manifestaciones en toda España como se hacen en el País Vasco a favor de los presos de ETA, y que no haya detenidos ni pase nada, que se supriman los aforamientos para que pueda ser juzgado Pablo Iglesias, y otras muchas cosas que se toleran en otras partes de España y no en Madrid. Por ejemplo, esos que han dicho que Cataluña estaría dispuesta a soportar 50.000 muertos en una guerra de secesión contra España, a los que complacería y remitiría al evangelio, Mateo, 5:42.

No me importa el confinamiento, que también, porque es discriminatorio con el resto de España, coarta mi libertad, destruye puestos de trabajo y resquebraja la economía, provocando miseria y pobreza. Es algo más importante, la DEMOCRACIA prostituida, en manos de dos despreciables personajes en la historia de España, Pedro Sánchez y Pablo Iglesias, que están repitiendo actuaciones como las que llevaron a nuestros padres y abuelos a la fratricida contienda del siglo pasado.

Es hora de levantar la voz, de gritar alto y fuerte que los españoles no queremos volver a una dictadura, esta vez de izquierdas, y que todas las fuerzas democráticas, civiles y militares, se unan para evitar una nueva catástrofe.

Desde mi confinamiento

Confieso que estoy confinado …… desde que el cuatro de marzo de este luctuoso año, mi amigo Chin-Pong me dijo “tápate”, cuando regresó de un viaje a China, su segunda patria, porque nació en España, habla perfectamente chino mandarín, español e inglés, se licenció en ADE y en Ingeniería Informática, y se siente más español que nadie, aunque respeta las costumbres de sus mayores y celebra el Año Nuevo Chino, además de las fiestas españolas.

Al día siguiente, cinco de marzo, toda mi familia quedamos confinados en nuestra casa, sin mascarillas y sin alcohol, pues ya empezaban a escasear. Tengo la suerte que mi hija trabaja como psicóloga a través de consultas por internet, y en su casa como escritora; mi hijo también hace su trabajo por internet y reuniones presenciales que ahora están suspendidas; y mi mujer y yo, en Can Marita, resort de primera categoría, a mí me lo parece, o sea, mi casa, jubilados desde no hace mucho tiempo. Hemos conseguido mentalizarnos y lo estamos llevando bastante bien, aunque nos falta la caricia del sol en el cuerpo.

Transcurrido el Estado de Alarma decretado por el Gobierno, hemos sabido que durante el segundo trimestre de este año se han destruido más de un millón de empleos, los peores datos en la historia de España para un solo trimestre.

Ante el rebrote de la pandemia, el Gobierno ha retorcido las leyes, de forma legal pero torticera, para recobrar el mando sobre aquellas ciudades con más de cien mil habitantes, sesenta y dos en el total del país, aplicando el Principio de Pareto: Se concentra en pocas personas (aquí hay que aplicar ciudades), mucha riqueza (aquí hay que aplicar control de ciudadanos).

Digo torticera porque se ha marcado un número de 500 casos por 100.000 habitantes de una forma política y sin consultar con verdaderos expertos en el tema, y se han añadido otros dos condicionantes: Que el municipio presente un porcentaje de positividad en los resultados de las pruebas diagnósticas de infección activa por COVID-19 realizadas en las dos semanas previas superior al 10%, y que la comunidad autónoma a la que pertenezca el municipio presente una ocupación de camas por pacientes COVID-19 en unidades de cuidados intensivos superior al 35% de la dotación habitual (época pre-COVID-19) de camas de cuidados críticos en los centros hospitalarios existentes. El resumen es que la única CCAA a la que atañe es Madrid, gobernada por el Partido Popular, quedando fuera otras ciudades que tienen más de 500 casos /100.000 habitantes, pero fuera de los otros dos condicionamientos, algunas de ellas con marcado propósito secesionista.

Vivo en una de esas ciudades que quedan confinadas por la Resolución del Ministerio de Sanidad publicada hoy en el Boletín Oficial del Estado, en las que, de forma resumida, se aplicarán las siguientes restricciones:

  • Restricción de la entrada y la salida en los municipios confinados, a excepciones de aquellos desplazamientos que estén justificados por motivos de trabajo, sanitaros, legales y judiciales, de educación.
  • La circulación por carreteras que atraviesan los municipios será posible siempre y cuando tenga origen y destino fuera de los mismos.
  • Será posible la circulación de personas residentes dentro de los municipios, siempre que se respeten las medidas de protección individual y colectiva establecidas por las autoridades sanitarias.
  • Reducción de las reuniones sociales y familiares a un máximo de seis personas.
  • Suspensión de la actividad en los parques infantiles de uso público.
  • Los establecimientos de hostelería y restauración y de juegos y apuestas cerrarán a las 23.00 horas (excepto entrega de comida a domicilio). No podrán aceptar el acceso de clientes después de las 22.00 horas.
  • El aforo máximo en bares y restaurantes será de un máximo del 50% en espacios interiores y del 60% en espacios exteriores.
  • El consumo en las barras no está permitido y la ocupación máxima será de seis personas por mesa.
  • En las instalaciones deportivas, el aforo se limita al 50% en espacios interiores y del 60% en exteriores.
  • La práctica deportiva en grupos disminuye a un máximo de seis personas.
  • El aforo máximo en los lugares de culto será de un tercio y en los velatorios podrá haber 15 personas en espacios al aire libre o diez en cerrados.
  • En las academias, autoescuelas y centros privados de enseñanza no regladas, el aforo máximo será de un 50%.

Centrándonos en la Comunidad de Madrid, no he visto ninguna referencia a las llegadas y salidas a través de aeropuertos, estaciones de trenes y de autobuses; tampoco a la llegada de inmigrantes ilegales y MENAS; ni los que salen y entran diariamente en esta Comunidad: profesores, médicos, notarios, funcionarios, empleados de banca, que viven en Madrid y se desplazan todos los días por la mañana a Guadalajara, Toledo, Puertollano y Ciudad Real, bastante menos a Cuenca y Albacete; de los que compraron una vivienda o chalet adosado en Guadalajara, Toledo, Puertollano o Ciudad Real, y van y vienen a trabajar a Madrid todos los días; de los técnicos y empleados que van todos los días desde Madrid a trabajar a los polígonos industriales que subvencionó la Junta de CLM en las “fronteras” de Madrid con Guadalajara, Toledo y Ciudad Real, cuyas empresas pagan impuestos en esa Comunidad; de los albañiles, yesaires, talochas y escayolistas que salen desde muchos pueblos de Guadalajara, Toledo y Ciudad Real todos los días en una furgoneta cargada con 6/8 0 10 personas que van a trabajar a Madrid y alrededores, y vuelven a la caída del sol, a 140 kilómetros por hora en la autovía de Andalucía; de los estudiantes de Guadalajara que todos los días tienen que ir a la Universidad de Alcalá de Henares, de los médicos y enfermeras de la Universidad de Alcalá de Henares que atienden al Hospital Universitario de Guadalajara, de quienes viven en Camarma, Daganzo, Villalbilla, Meco y otros pueblos cercanos, y van y vienen diariamente a Alcalá de Henares ….. No sé si todas estas personas son inmunes al virus por resolución del Ministerio de Sanidad, o se les va a controlar y hacer pruebas víricas a la entrada y a la salida de las carreteras de su circunscripción autonómica.

El metro lineal ya no tiene cien centímetros para todo el mundo en España, la economía no puede esperar más, la salud es innegociable. Señores políticos, dejen de jugar con nuestras vidas, pónganse de acuerdo, pero no nos dejen morir por coronavirus ni por hambre.

 

España despide el confinamiento total con el coronavirus en caída acelerada