Archivo de etiquetas| CDR

El Círculo Ecuestre de Barcelona

En el año 2012 y bajo el título “Catalunya y la independencia de Cuba”, entre otras cosas, decíamos:

Cuando un charnego llega a Barcelona, además de encontrarse con una ciudad preciosa, abierta, acogedora, necesita saber unos conceptos mínimos para poder flotar en el asfalto y, con alto riesgo de equivocación, …/… El catalán es una mezcla de mercader fenicio y leyenda merovingia, trabajador, culto, ahorrador, serio, decidido, pacífico, no encaja bien los chistes en los que se siente reflejado, sexualmente liberado, más las mujeres, mantenedor de sagas familiares, burgués, a lo que todo catalán aspira, botiguer, que es un concepto mucho más amplio y sofisticado que tendero, ante un semáforo en ámbar el madrileño acelera y el catalán frena, mal banquero a lo largo de la historia, más europeo que el resto de españoles, no toma cervezas después de salir de trabajar y paga a escote.

La pretendida actual independencia de Catalunya se empezó a gestar en el año 1982; catalanes asentados en Madrid constituyeron un looby alrededor de una mesa justificada por los productos autóctonos y cuyos comensales eran seleccionados e invitados en función de sus intereses de aquella época y futuros ya entonces prestablecidos, viajes relámpago en puente aéreo Barcelona-Madrid con el único objetivo de ampliar agenda y redes de contacto.

Hay que ser socio o, dado el precio que cuesta, al menos invitado permanente de un socio, del Club de Golf, Club de Tenis y del Círculo Ecuestre. Además de tener todos ellos una excelente restauración, por sus salones pasa quien puede, y quien quiere, ser alguien en Catalunya, político, banquero, empresario, burgués u opositores a alguno de esos grados, principalmente estos últimos, hijos de, relacionados entre sí en la democracia y que aspiran a superar, y lo hacen en ambición, a sus progenitores.

La semana pasada el Círculo Ecuestre saltó a todos los medios de comunicación porque fue la presentación en sus instalaciones del actual presidente del Parlamento Catalán, Roger Torrent, en un almuerzo-coloquio organizado por el Círculo de Directivos de Habla Alemana en Barcelona.

Es un club privado elitista en el que el socio tiene que firmar a la entrada, y paga un plus por cada uno de los invitados que lleva. En el centro del restaurante existe una gran mesa circular, utilizable únicamente por los socios que acuden solos, a la que se sientan aquellos en igual circunstancia, que quieren conocer e intercambiar experiencias con otros socios.

Por representación empresarial, he estado más de una vez en sus instalaciones y restaurante durante mis años de estancia en Barcelona. Situado en la calle Balmes, en pleno centro de la ciudad, según la página web del citado Círculo Ecuestre, “En todos los países desarrollados existe una tradición característica de la civilización occidental: la de los clubs privados. Unas asociaciones de carácter exclusivo a las que suelen pertenecer las personalidades más destacadas e influyentes de la sociedad.

En Cataluña, desde su inauguración en 1856, este espíritu tiene una tradicional representación en el Círculo Ecuestre, convirtiéndose en una institución clave en la vida profesional y particular de los barceloneses y en uno de los clubs privados de mayor tradición de Europa.

La sociedad civil catalana ha necesitado lugares donde su dinamismo se viera reconfortado por un trato y una oferta exclusiva. Un club empresarial privado, selecto y cosmopolita donde ocio y negocio, buena mesa y ejercicio, se combinan a la perfección. La entidad tiene, además, la voluntad de convertirse en un instrumento útil al servicio de las empresas del país como una institución fundamental de la sociedad civil catalana.

En la apertura del coloquio, el presidente del Círculo de Directivos de Habla Alemana, Albert Peters, criticó al rey Felipe VI por no “haber sido más conciliador” y pidió diálogo con los independentistas porque “dos millones de votos obligan a cualquier institución del Estado a negociar, hablar y pactar”. “Necesitamos seguridad para que Catalunya siga prosperando y para que las 3.000 empresas que se han ido vuelvan”. “La inseguridad no nos permite tomar decisiones sobre inversiones en Catalunya, pedimos con fuerza que se vuelva al Estatut”.

Un empresario, identificado posteriormente como un judío alemán, que preside la mercantil Jacobi Group Barcelona, reclamó que los independentistas sean castigados con la cárcel. “Ustedes están mintiendo a la población y es con esas mentiras que han conseguido tener los dos millones de votos. Han conseguido que haya guerras en las familias y que más de 3.000 empresas se hayan ido de Catalunya. Nos han devuelto a la Edad Media. Yo voto por que ustedes vayan a la prisión” Ha sido aplaudido, muy aplaudido por la concurrencia.

Otro interviniente, mujer, también muy aplaudida, ha afeado a Torrent que lleve el lazo amarillo en solidaridad con los políticos independentistas presos. “Yo no me he puesto la bandera española por respeto, no por falta de ganas. El lazo amarillo no representa a todos los catalanes, su lazo amarillo nos ofende y nos insulta; da a entender que en España no hay libertad y que las personas que están en la cárcel son unos angelitos. No tenemos que soportar esto por parte de quien ha de representarnos a todos”.

Un tercer asistente, adelantándose a lo que pudiera pasar en el futuro, criticó las expropiaciones que hubo durante la Segunda República por parte de la administración catalana, y lamentó que familiares suyos tuvieron que emigrar para evitar “un disparo en la nunca bajo la mirada de la Generalitat”.

Buena parte de la audiencia expuso sus dudas ante la candidatura de Jordi Sánchez a President de la Generalitat. “¿Usted cree que un presidente en la cárcel da estabilidad jurídica?”.

Según publica El Confidencial Digital, uno de los mensajes que recibió Torrent en privado, son los planes de 700 empresas alemanas para marcharse de Cataluña, a lo largo del próximo verano, si no hay entonces formado un “Gobierno ceñido a la ley”.  Le marcaron incluso una fecha concreta para la toma de esa decisión definitiva: el próximo mes de junio. Explicaron que se enfrentan a una enorme inseguridad jurídica. “Nadie sabe lo que va a pasar aquí en tres meses, por lo que no es viable tomar decisiones empresariales de inversión”, protestaron. Recordar que las empresas alemanas tienen un gran peso en el tejido empresarial catalán. Hay más de 1.300 compañías afincadas en la comunidad. Algunas de las más destacadas son Basf, Volkswagen, Bayer, Siemens, Bertelsmann, Bosch, T-Systems o Lidl.

Alemania fue asolada durante la IIWW, se ha reconstruido, se ha unificado, se ha unido frente al nazismo, ha estado firme ante cualquier atisbo de secesionismo, su federalismo tiene muchísimas menos transferencias que nuestras autonomías, el DKP (Partido Comunista) es partido legal, pero está vigilado por la Oficina Federal de Protección de la Constitución, que califica el partido de extremista. Motor de Europa, cantan la verdad a quien haga falta, incluso al rey de España.

En la Cataluña de burros con orejeras, los empresarios alemanes que plantaron cara a Torrent comienzan a recibir amenazas de boicot, presuntamente por los CDR, Comités de Defensa de la República, “cuya principal misión es liderar las protestas y algaradas, mantener huelgas estudiantiles, rechazar la autoridad española y sus leyes, presionar psicológicamente “al adversario”, promover vigilias y protestas, generalmente de noche, con guardias constantes, largas y prolongadas” … Metrópoli Abierta de Barcelona del 03-10-2017.

Cataluña es cada vez más pobre, se encuentra en quiebra técnica para los mercados financieros, a los que no puede acceder sin el aval del Reino de España; parece ser que todo esto no tiene importancia. Si esta situación se hubiera producido en Alemania, de una u otra forma, hace tiempo se hubiera solucionado.

Antonio CAMPOS

http://www.es.ancamfer.wordpress.com

Publicado en PUERTA DE MADRID de Alcalá de Henares el 17-03-2018

Publicado en el Blog de Campos el 18-03-2018

 

Todo a Cien – 286 CDR catalanes

Los CDR catalanes, Comités de Defensa de la República, “son la estructura de autodefensa de la Candidatura d’Unitat Popular (CUP) y están formados no sólo por militantes de la organización, sino por miembros de Corriente Roja, movimientos sociales, casales de jóvenes y anarcos, muchos anarcos” … Uno de los CDR de Barcelona decidió convertirse en piquete de huelga y, a partir de ahí, los demás CDR de los distintos barrios comenzaron a hacer lo mismo, aunque en algunos distritos se formaron comités “unitarios”, en los que también participan la CGT, la CNT, la COS, la Asamblea nacional Catalana (ANC), Òmnium Cultural o la propia Esquerra Republicana de Catalunya (ERC). Su principal misión es liderar las protestas y algaradas, mantener huelgas estudiantiles, rechazar la autoridad española y sus leyes, presionar psicológicamente “al adversario”, promover vigilias y protestas, generalmente de noche, con guardias constantes, largas y prolongadas … Metrópoli Abierta de Barcelona del 03-10-2017.

Hay más de doscientos CDR locales o de barrio, que pueden movilizar a unos cuantos miles de personas con notable agilidad y sincronía. Acciones rápidas que no requieren la participación de grandes masas. La Vanguardia del 09-11-2017.

Los CDR de la CUP se organizan para ‘cazar’ a los constitucionalistas que quitan lazos y esteladas. Nacho Doral el 22-01-2018.

 

Los partidarios de Carles Puigdemont no han digerido el severo correctivo que la politóloga danesa Marlene Wind propinó al expresidente de la Generalidad en su intento de mitin en la Universidad de Copenhague. Las preguntas y los argumentos de Wind sobre el supremacismo y populismo implícitos en el independentismo catalán no pudieron ser rebatidos por Puigdemont, que se limitó a hacer una encendida defensa del sistema lingüístico y educativo del régimen nacionalista y del concepto de “un solo pueblo”.

El papelón del fugado ante Wind ha enfurecido a no pocos separatistas al punto de que ya se organizan campañas para señalar y acosar en las redes a la profesora. Crónica Global destaca las instrucciones en un chat de un Comité de Defensa de la República para bombardear a la académica con mensajes críticos. Se trata de una “micro-campaña fácil, de sofá, que estamos en pretemporada activista y hay que ir entrenando”. Libertad Digital del 24-01-2018.

Es la resurrección de tácticas de lucha italianas y de kale borroka vasca de los años setenta. Nos encontramos ante denominaciones y hechos similares a tristes recuerdos de contienda bélica, Comités de Defensa, caza de “nazis constitucionalistas” por una parte y guerra de guerrillas por otra. Una serpiente venenosa más que se está dejando crecer.

 

 

Publicado en el Blog de Campos el 26-01-2018