Fin de la clase media social

Todo el mundo habla de la Agenda 2030, pero nadie conoce, conocemos, su contenido y la verdadera finalidad que persigue.

El lituano Daniel Estulin una de las personas con máxima autoridad a nivel mundial en el estudio e investigación sobre el Club Bilderberg, en el que parece ser se fundamenta la citada agenda, y en su libro La verdadera historia del Club Bilderberg expone lo que, según él, son sus objetivos:

-Un sólo gobierno planetario, con un único mercado globalizado, con un sólo ejército y una única moneda, regulada por un Banco Mundial.

-Una Iglesia universal, que canalice a la gente hacia los deseos del Nuevo Orden Mundial. El resto de las religiones serán destruidas.

-Unos servicios internacionales que completarán la destrucción de cualquier identidad nacional a través de su subversión desde el interior. Sólo se permitirá que florezcan los valores universales.

-El control de toda la humanidad a través de medios de manipulación mental. Este plan está descrito en el libro Technotronic Era (Era Tecnotrónica), de Zbigniew Brzezinski, miembro del Club. En el Nuevo Orden Mundial no habrá clase media, sólo sirvientes y gobernantes.

-Una sociedad postindustrial de «crecimiento cero», que acabará con la industrialización y la producción de energía eléctrica nuclear (excepto para las industrias de los ordenadores y servicios). Las industrias canadienses y estadounidenses que queden serán exportadas a países pobres, con mano de obra barata.

-El crecimiento cero es necesario para destruir los vestigios de prosperidad y dividir a la sociedad en propietarios y esclavos. Cuando hay prosperidad, hay progreso, lo cual hace mucho más difícil la represión.

-Cabe incluir en ello la despoblación de las grandes ciudades, según el experimento llevado a cabo en Camboya por Pol Pot. Los planes genocidas de Pot fueron diseñados en Estados Unidos por una de las instituciones hermanas de Bilderberg, el Club de Roma.

-La muerte de cuatro mil millones de personas, a las que Henry Kissinger y David Rockefeller llaman bromeando «estómagos inservibles», por medio de las guerras, el hambre y las enfermedades. Esto sucederá hacia el año 2050. «De los dos mil millones de personas restantes, 500 millones pertenecerán a las razas china y japonesa, que se salvarán gracias a su característica capacidad para obedecer a la autoridad», es lo que afirma John Coleman en su libro ¨Conspirators’ Hierarchy: The Story of the Committee of 300.

-Crisis artificiales para mantener a la gente en un perpetuo estado de desequilibrio físico, mental y emocional. Confundirán y desmoralizarán a la población para evitar que decidan su propio destino.

-Un férreo control sobre la educación con el propósito de destruirla. Una de las razones de la existencia de la UE (y la futura Unión Americana y Asiática) es el control de la educación para «aborregar» a la gente. Aunque nos resulte increíble, estos esfuerzos ya están dando «buenos frutos». La juventud de hoy ignora por completo la Historia, las libertades individuales y el significado del mismo concepto de libertad. Para los globalizadores es mucho más fácil luchar contra unos oponentes sin principios.

-El control de la política exterior e interior de Estados Unidos (cosa ya conseguida a través del Gobierno de Bush), Canadá (controlada por Inglaterra) y Europa (a través de la Unión Europea).

-Una ONU más poderosa que se convierta, finalmente, en un Gobierno Mundial. Una de las medidas que conducirán a ello es la creación del impuesto directo sobre el «ciudadano mundial».

-La expansión del TLCAN (Tratado de Libre Comercio de América de Norte) por todo el hemisferio occidental como preludio de la creación de una Unión Americana similar a la Unión Europea.

-Una Corte Internacional de Justicia con un sólo sistema legal.

-Un estado del bienestar «socialista» donde se recompensará a los esclavos obedientes y se exterminará a los inconformistas y alborotadores.

Insistiendo en el fondo de lo que significan todos estos enunciados, pero sin citarlos, el reconocido economista Niño Becerra ha declarado hace unos días que “El protagonismo ya lo tiene el capital y, para obtener la última tecnología, es preciso el capital que sea necesario. Llegados a ese punto, la clase media ya no tiene razón de ser”. Y augura un futuro con escasez de recursos, desde financieros hasta conocimientos, una capacidad de endeudamiento prácticamente nula y expectativas decrecientes en la renta. En resumidas cuentas, la desaparición de la clase media.

Lo que está empezando a quedar claro es que existe una conjunción mundial de poderes que diseña y controla el cambio de la Sociedad tal como hasta ahora la conocemos y que, desde que el patrón oro dejó de ser la referencia de la deuda soberana, hay una serie de personas, organismos y corporaciones que, a través de emitir Deuda Pública mediante una fotocopiadora, son las que marcan el camino a seguir, porque son los tenedores de esas deudas, que pueden considerarse perpetuas en muchísimos países, entre ellos, España.

El periodo 2030 a 2050, entre agendas globalistas, es el que marcará el devenir del mundo en el futuro, que yo pienso será algo parecido a la figura que sigue a continuación.

Hay que empezar a preguntarse qué es Europa y quienes mandan, entre otros despropósitos, acabar con los pantanos y las presas, en consecuencia, con la agricultura y la ganadería como medio de supervivencia de los ciudadanos, dejando esas actividades en muy pocas manos, controladas por ellos. Y ampliar el Ingreso Mínimo Vital sin trabajar, en un importe “que garantice la inclusión activa», un subsidio masivo en el que los ciudadanos sean esclavos actualizados al siglo XXI del poder gobernante. Y por qué los hasta ahora pacifistas, españoles y europeos, han mutado en partidarios de seguir adelante con una guerra en la que seríamos los principales, posiblemente los únicos, derrotados, masacrados en caso de conflicto nuclear, en vez de sentarse a negociar quienes son los verdaderos protagonistas, Estados Unidos, Rusia y China en la sombra.

Pero, además, qué horror para Europa, ha obtenido el triunfo en Italia alguien que discrepa y que el lema con el que se ha presentado a las elecciones ha sido “Dios, patria, familia”, cuando lo pijoprogre es enseñar la religión musulmana en las escuelas, romper la patria en pedazos y reírse de aquellos que se sienten patriotas, y que la única familia sea la unipersonal u homosexual para que no haya vástagos. ¡Qué retrógrados, fachas, ultras! Pues que se aguanten: subimos los impuestos al 80% de los trabajadores españoles (al resto también, porque lo que se les ha bajado no cubre el poder adquisitivo perdido por la inflación) y ponemos una doble imposición al patrimonio de los más ricos, a ver si se van todos a Portugal, ahí al lado, a la misma distancia de Madrid que Valencia, en dónde pagan el 20% de impuestos y que ha aumentado en un 23% el número de residentes españoles desde que Pedro Sánchez accedió al poder. A mí me van a venir con chulerías, dice la ministra supositorio.

Acabo por hoy, preguntando: ¿Se han dado ustedes cuenta que el rey, el presidente del gobierno y el líder de la oposición llevan la misma enseña de la Agenda 2030 en la solapa? ¿Se han dado cuenta de cuál es el sesgo del aspirante a presidente por el partido de la oposición en votaciones parlamentarias y su empeño en volver al “turnismo”, jugando con cartas marcadas de que va a ganar las elecciones generales, pero no con suficiente mayoría? ¿Se han dado cuenta que Macarena Olona va a hacer con VOX lo mismo que Inés Arrimadas ha hecho con Ciudadanos? A ver si va a resultar que todos son iguales, egos andantes carcomidos por un deseo loco de poder manejado desde la distancia.

Antonio CAMPOS

Anuncio publicitario

Etiquetas: , , , , , ,

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: