Lo que podría venir

Hace unos días publiqué un artículo titulado CUATRO CHAVALES en el que comentaba la actuación de unos musulmanes acerca de la Semana Santa católica en España.

Los hechos se han repetido el Jueves Santo, en Granada, en la Cuesta de Chapiz, en la subida al emblemático barrio del Albaicín, al pasar una procesión ante el centro de acogida de MENAS Bermúdez de Castro, habiendo tenido que intervenir la policía.

La ausencia de leyes de carácter cívico que penalicen adecuadamente estos actos, envalentona a los transgresores, que entran en comisaría por una puerta y salen al rato por la misma riéndose de los policías que los han detenido.

Pero lo de hoy es peor, mucho peor, porque esos “cuatro chavales” tiene nombre y apellidos, pertenecen y representan al PSOE en Valladolid y su actuación es guerra-civilista desde cualquier punto de observador independiente ideológicamente.

Lo cuenta OKDIARIO.COM y los hechos son los siguientes: “Varias decenas de republicanos, entre los que se encontraban dirigentes socialistas como José Ignacio Herrán, han increpado con insultos a los miembros de una cofradía que regresaban de celebrar la tradicional Procesión de la Borriquita del Domingo de Ramos, megáfono en mano, llamándoles “meapilas” y “kuklusklaneros”, comparando a los penitentes de Semana Santa con los miembros de la organización racista Ku Klux Klan”.

La libertad de expresión no es eso, pues deja de ser libertad en el  momento que limitas o impides la del otro. En España atravesamos una situación en la que parece que lo que es malo para el mundo libre, representa el progresismo, la tozudez en llevar la contraria a las reglas de convivencia mundialmente aceptadas.

Los últimos cinco años de vida de Franco, la inflación se movió entre el 7,50 y el 14,00%, y los sindicatos verticales subían los sueldos doscientos o trescientos puntos básicos por encima de ello. Ahora estamos entrando en una escalada en la que nadie puede asegurar que no será así, con la diferencia de estar tratando de hacer ingeniería financiera (en función de medias, referenciando a la subyacente, exceptuando el IPC, etc….); el empleo privado está estancando por mucho que el gobierno diga que se crean puestos de trabajo (en las diferentes administraciones, sin exámenes y adictos al mandamás de turno); se dilapida en dinero público en ideologías independentistas y chorradas privadas varias como decorarse las mujeres sus partes íntimas; se da prevalencia a quien llega a nuestro país con toda clase de ayudas que no se facilitan a los nativos; se “compra” el silencio de la calle con subvenciones a parásitos sociales; Marruecos nos intimida de una forma clara, contundente, y el presidente mira las golondrinas primaverales; Rusia nos advierte que “estamos en la lista negra” por ¿ayudar? a Ucrania …. Se está formando un cóctel explosivo en el que personas como las anteriormente reflejadas de Valladolid, pueden hacerlo explotar en cualquier momento. Esperemos que sea verdad aquello que decía mi amigo vasco: Nunca pasa nada.

Juzgue el lector y tome nota por lo que podría ocurrir en el futuro.

Antonio Campos

Anuncio publicitario

Etiquetas: , , ,

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: