Aunque llevéis pantalones

Mira que, desde hace muchos años, todos los días dedico media hora a estudiar una página del diccionario de la RAE. Bien, pues no sé qué calificativo aplicar en algunas situaciones del devenir diario español.

Una persona ha escrito en twitter: “Un hombre no puede quedar embarazado. Un hombre no tiene útero ni óvulos”. Y ese medio digital le ha bloqueado por incitación al odio: “Incumplir las reglas que prohíben los comportamientos de incitación al odio. No se permita amenazar, acosar o fomentar la violencia contra otras personas por motivo de su raza, origen étnico, nacionalidad, orientación sexual, género, identidad de género, religión, edad, discapacidad o enfermedad”.

Hay que ser toooooooonto, pero muuuyyyyyyy toooooooooonto, para tratar de vendernos la película de terror que quieren proyectar en todas las mentes. Una cosa es que una mujer se sienta hombre, caballo o ángel exterminador, y otra que lo sea: físicamente, el embarazo intrauterino, únicamente puede darse en personas que tengan útero y óvulos, o sea, hoy por hoy, en las mujeres.

Hemos llegado a una sociedad en la que se pretende quemar la ciencia, la historia, la gramática y la literatura de nuestros grandes escritores del Siglo de Oro. No se puede decir que un hombre es un hombre, una mujer es una mujer, un gordo es un gordo, una fea es una fea y un tonto es un tonto, porque hay muchos que madrugan para ser los primeros en censurar al prójimo, sea el que sea ese prójimo. Peor, mucho peor que cuando Franco.

Con Franco no podía nadie meterse con él, con la Falange ni con la Iglesia, incluido en esta última los temas del sexto mandamiento y sus derivados. Tras una explosión de libertad, en todos los sentidos, hemos pasado a una situación en la que tenemos tanto o más miedo que entonces a transgredir las normas autárquicas del gobernante de turno, antes obligados a comulgar con Hostias Consagradas y ahora con ruedas de molino.

Pues no señor, un hombre no puede quedar embarazado por mucho que lo diga cualquier político lastrado que pretenda imponernos su mentira como si fuera una verdad universal.

Por si alguno/a de esos censores no lo sabe, esto es una mujer

Etiquetas:, , ,

Una respuesta a “Aunque llevéis pantalones”

  1. unodeltendido dice :

    Sin comentarios, Antonio, es perder el tiempo con esta panda de descerebrados. Hay que dejarlos que se consuman en su propia idiotez ellos mismos.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: