El virus del presidente

En la intervención televisiva de hoy domingo 31 de mayo, el presidente del Gobierno anunció que “la capacidad de decisión en esta última fase 3 corresponde a cada comunidad autónoma. Es decir, en manos del Gobierno lo único que quedará será la regulación de la movilidad”. Perfecto. Si hay rebrotes en la mal llamada desescalada, será responsabilidad de las Comunidades Autónomas por haber medido mal los tiempos.

Pero él se queda con la regulación de la movilidad. O sea, de la llegada y salida de quien quiera entrar o salir de España. Atañe principalmente a los turistas y a los inmigrantes marroquíes, que atraviesan España de Norte a Sur para embargar hacia Marruecos, a partir del 30 de junio, fecha en la que toman vacaciones en los países del centro de Europa. No ha hablado nada de controlarlos sanitariamente, ni siquiera medirles la temperatura, ni a la ida ni a la vuelta; ni tampoco nada sobre los inmigrantes ilegales que transportan las ONG’s negreras del siglo XXI, que ya están empezando otra vez en llegar a España. Son tres situaciones que, seguro, se van a dar, regulada su movilidad por el Gobierno Central, y cuya responsabilidad y corrección sanitaria correrá a cargo de la Comunidades Autónomas.

 

 

Con una buena antena de televisión, se pueden captar las cadenas del Norte de Marruecos, dónde se hacen eco en todos sus informativos, en árabe y con grandes carteles en español en el fondo, sobre el nuevo Ingreso Mínimo Vital, con número de teléfono en el que informarse, y haciendo hincapié en que se trata de una propuesta de Pablo Iglesias (nada se habla de Pedro Sánchez), de importes entre 461,50 y 1.015 euros, pudiendo ser que “esta prestación social  será compatible con otras ayudas y subvenciones de carácter autonómico, por lo que una familia podría llegar a cobrar 2.265  euros mensuales” dice el presentador con un sonrisa y añadiendo “casi como un ministro nuestro”. Repito, esto es fácil comprobar sintonizando cualquier cadena de televisión del norte marroquí.

Pues nada, que siga la rueda. Si vuelven los enfermos por coronavirus y si se hacen eternas las filas para recoger alimentos y subvenciones, a mí que no me miren, que yo no he sido.

 

Etiquetas:, , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: