Todo a Cien – 326 Disparar con pólvora del rey

Cuando se quiere decir que alguien está gastando demasiado dinero, o despilfarrándolo, se dice que “dispara con pólvora del rey”. Este dicho tiene su origen en los Tercios Españoles, cuyos soldados tenían que pagar de su propio salario los desperfectos de su uniforme e incluso la pólvora que utilizaban para disparar. Por ello, procuraban disparar lo menos posible. Cuando asaltaban una plaza enemiga, lo primero que hacían era apoderarse del polvorín y con la pólvora como botín, empezaban a disparar de manera despreocupada ya que había sido pagada con el dinero de las arcas reales, disparando por tanto con “pólvora del rey”.

 

La semana pasada, el Congreso de Diputados ha aprobado la asistencia sanitaria a los inmigrantes irregulares en las mismas condiciones que los españoles, sin que tengan necesidad de justificar su residencia, con el apoyo de todos los grupos parlamentarios, a excepción del PP, convalidando el Real Decreto-Ley aprobado por el Consejo de Ministros el pasado 27 de julio, así como su tramitación como Proyecto de Ley, con la abstención de Ciudadanos y resultado final de la votación de 173 votos a favor, 133 en contra y 31 abstenciones.

La norma también prevé la asistencia a los extranjeros no residentes, el llamado “turismo sanitario”, solo con una declaración personal de que “no existen terceros obligados al pago” (seguros privados y estados soberanos), lo que va a traer más de una discusión y problemas donde hasta ahora no los había.

A todo ello, la Bolsa en caída libre; la última subasta de deuda ha costado mucho colocarla; el FMI rebaja la previsión de crecimiento de España por la incertidumbre política, insta a prepararse ya para la próxima crisis, invita al país a abrazar la revolución digital, a flexibilizar el mercado laboral y a seguir saneando sus cuentas, advirtiendo que habrá una recesión cada 15 años. Se habla, y no se hace nada, de las pensiones de las generaciones futuras, los jubilados y parados mayores de larga duración cobran menos y tienen menos ayudas y subvenciones que los inmigrantes, se está pensando en perdonar una gran parte de la deuda que Cataluña mantiene con el Estado, subir los impuestos que, aunque dicen que solo será a aquellos que ganan más de 140.000 euros anuales, se aplicará a todo el mundo vía impuestos indirectos y menos ingresos por deslocalización de los verdaderamente ricos. Y todo esto para obtener el “voto de la pobreza”, pensado por dos ricos, uno que vive en una casa unifamiliar de más de cien millones de pesetas, y otro que viaja en avión para ver un concierto de música.

 

 

España no es xenófoba, no tiene miedo, rechazo, desprecio u odio al extranjero. Aquí es bienvenido todo el mundo, siempre que lo haga a trabajar, a vivir honradamente, a pagar los impuestos, a respetar la democracia y la Constitución; lo que nadie quiere son aquellos que solo llegan a delinquir, a vivir del todo gratis de por vida y encima tratan de implantar ideas, usos y costumbres de la Edad Media.

 

Publicado en el Blog de Campos el 11-09-2018

 

Etiquetas:, , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: