España – Arte barroco

Del Diccionario del Camino de Santiago, de Antonio Campos Fernández

Estilo de ornamentación caracterizado por la profusión de volutas, roleos y otros adornos en que predomina la línea curva, que se desarrolló, principalmente, en los siglos XVII y XVIII (DRAE).

El barroco alcanza todo un periodo de la historia del arte europeo, el que va aproximadamente de 1580 a 1750, desde fines del renacimiento hasta principios del neoclasicismo, dividido en tres etapas: barroco temprano o primitivo (1580 a 1630 aproximadamente), barroco maduro o pleno (1630 a 1680) y barroco tardío (1680 a 1750) (GL).

La arquitectura barroca se desarrolla desde el principio del siglo XVII hasta dos tercios del siglo XVIII. En esta última etapa se denomina estilo rococó.

El barroco fue una derivación, una evolución ampulosa, llena de majestad y riqueza, del estilo del Renacimiento. Su nombre, se cree, deriva de la palabra castellana “barrueco”, con que se designaba un tipo de perla rara y defectuosa.

Se construyen edificios con materiales pobres y de aspecto sombrío. A medida que avanza el siglo XVII se percibe una progresiva intensificación de la ornamentación recargada, decoración vegetal y eliminación de elementos herrerianos.

 

 

Las fachadas adquieren la máxima importancia pues en ella se suelen volcar los mayores empeños decorativos mediante numerosas cornisas y columnas salomónicas de fuste retorcido. Por el predominio de los elementos decorativos sobre los constructivos, se puede afirmar que el estilo barroco más que un estilo de arquitectura es una forma de decoración.

Una de las preocupaciones del Barroco son los grandes recintos públicos urbanos. Es frecuente que en las ciudades más importantes se lleven a cabo plazas mayores de enorme superficie y suntuosidad, como la Plaza Mayor de Salamanca y la de Madrid. En Santiago de Compostela, es José Pena de Toro el iniciador del aspecto barroco de la Catedral (Wikipedia).

 

Fuente: https://tiposdearte.com/que-es-el-arte-barroco/

El arte Barroco surgió como un estilo promovido principalmente por la Iglesia Católica, ya que las ideas reformistas y racionalistas intentaban dejar de lado la religión no sólo en los espacios artísticos si no también en el vivir cotidiano de los individuos.

Para hablar del origen del arte barroco tenemos que diferenciar dos cosas: las causas políticas y religiosas y las causas psicológicas y sociales.

  • Las causas políticas y religiosas: Posiblemente en la actualidad todas las personas conozcan al arte barroco como un arte de contrarreforma. La iglesia Católica, para actuar en contra del protestantismo, mandó la edificación de diversos templos con un exceso de escultura. Además, no solo eso, sino que exigió a los artistas que se alejaran de crear obras con temas paganos y por ello tuvieron que evitar los desnudos o escenas alborotadoras. Con unas normas estrictas y conservadoras se desarrolló lo que llamamos Barroco.
  • Las causas psicológicas y sociales: En el siglo XVII la vida estaba repleta de dolor y muerte por la aparición de la guerra. Con esta nueva necesidad, el artista Barroco intenta experimentar con el arte hasta dar lugar al movimiento y el color.Con esta nueva necesidad de experimentar el arte barroco comienza a caracterizarse por el uso del “juego de las sombras” y de la decoración magnífica y espectacular.

 

 

Características del arte barroco

  • Representación de sentimientos y emociones más que por la mera imitación de la realidad que rodeaba a los artistas de la época.
  • Las obras en el arte barroco incluyen temáticas religiosas que habían sido dejadas de lado por el Renacimiento y buscan representarlas de manera altamente expresiva.
  • Tienen un fuerte sentido del movimiento, la energía y la tensión.
  • Fuertes contrastes de luces y sombras realzan los efectos escenográficos de muchos cuadros, esculturas y obras arquitectónicas.
  • Una intensa espiritualidad que aparece con frecuencia en las escenas de éxtasis, martirios y apariciones milagrosas.
  • La insinuación de enormes espacios es frecuente en la pintura y escultura barrocas; tanto en el renacimiento como en el barroco, los pintores pretendieron siempre en sus obras la representación correcta del espacio y la perspectiva.
  • El naturalismo es otra característica esencial del arte barroco; las figuras no se representan en los cuadros como simples estereotipos sino de manera individualizada, con su personalidad propia.
  • Los artistas buscaban la representación de los sentimientos interiores, las pasiones y los temperamentos, magníficamente reflejados en los rostros de sus personajes.
  • La intensidad e inmediatez, el individualismo y el detalle del arte barroco hicieron de él uno de los estilos más arraigados del arte occidental.
  • Los edificios solían construirse con materiales pobres pero resaltando la majestuosidad y la monumentalidad de la obra.

Definición del Arte Barroco

En las Bellas Artes, el término Barroco se deriva del portugués ‘barocco’ que significa, perla o piedra irregular y describe un idioma bastante complejo, originario de Roma, que floreció durante el período entre los años 1590 y 1720, que incluye la pintura y escultura, así como la arquitectura.

Después del idealismo del renacimiento (1400-1530) y la naturaleza del manierismo (1530-1600), el arte barroco refleja sobre todo las tensiones religiosas de la época. En particular el deseo de la iglesia católica en Roma (ya anunciada en el Consejo de Trento, 1545-63), de reafirmarse en la raíz de la reforma protestante. Por lo tanto es casi sinónimo del arte católico de la Contrarreforma de la época.

Muchos católicos emperadores y Reyes en Europa tuvieron una participación importante en el éxito de la iglesia católica, por lo tanto, un gran número de diseños arquitectónicos, pinturas y esculturas fueron encargadas por los tribunales reales de España, Francia y otros lugares, en paralelo a la campaña global del arte cristiano católico, perseguido por el Vaticano, con el fin de glorificar su propia grandeza divina, en el proceso de fortalecer su posición política.  En comparación, el arte barroco en las áreas protestantes como Holanda tenía contenido mucho menos religioso y en el lugar del otro, fue diseñado esencialmente para atraer a las aspiraciones crecientes de los comerciantes y clases medias.

 

 

Para cumplir con su papel de propagandista, el arte barroco de inspiración católica solía ser de grandes obras de arte público, tales como pinturas murales monumentales y enormes frescos en los techos y bóvedas de iglesias y palacios. Así, la pintura barroca ilustra los elementos fundamentales del dogma católico, ya sea directamente en obras bíblicas, o indirectamente en composiciones mitológicas o alegóricas. Junto con este enfoque monumental, magnánimo, los pintores retratan típicamente un fuerte sentido del movimiento, usando remolinos espirales y diagonales ascendentes y fuertes colores suntuosos, para deslumbrar y sorprender.

Igualmente, se desarrollaron nuevas técnicas del tenebrismo y el claroscuro para mejorar el ambiente. La pincelada cremosa y amplia, a menudo resulta en gruesos empastes. Sin embargo, la teatralidad y el melodrama de la pintura barroca no fue bien recibido por críticos posteriores, como el influyente John Ruskin (1819-1900), quien los considera falsos. En la escultura barroca, el tamaño fue típicamente más grande, se caracterizó por un sentimiento similar de movimiento dinámico, junto con un uso activo del espacio.

La pintura barroca

Los artistas del barroco plasma la realidad tal y como la ven, con sus límites imprecisos, sus formas que salen y entran, los objetos de primer plano intrascendentes, los escorzos y las posturas violentas, y las composiciones diagonales que dan a la obra gran dinamismo. Los temas más usados eran los religiosos, escenas de santos, mitológicos, el retrato, tanto el individual como el de grupo, y surge como tema nuevo el bodegón.

En el arte barroco hay dos estéticas diferentes: el tenebrismo y el eclecticismo.

  • El tenebroso que consiste en el choque violento de la luz contra la sombra, quedando el fondo en penumbra, mientras que la escena queda en primer plano.
  • El eclecticismo que se trata de salvar el gusto clásico dentro de la nueva norma, siendo una estética decorativa efectista y teatral.

La pintura barroca se caracterizará por una gran expresividad en cuanto a las figuras mostradas y por la intensa diferencia claroscuro. Recurrirá a la intensidad de los colores y al uso de las sombras y luces que genera una distinción potente en los espacios, a las figuras complejas y hasta caóticas, a la intensa expresión de las miradas.

 

 

El más grande pintor español del barroquismo es Diego Rodríguez da Silva Velázquez. (1599-1660), considerado uno de los mayores pintores de todos los tiempos. Su primera etapa fue tenebrista y realizó bodegones de gran realismo como la “Vieja friendo huevo” y “El aguador”. Felipe IV le nombra pintor de cámara y se dedica a pintar retratos, temas mitológicos, cuadros históricos y paisajes. Tiene un dominio magistral de la perspectiva aérea, de la luz, del dibujo y el colorido brillante con pinceladas sueltas. Como ejemplo tenemosLos borrachos, La Venus del Espejo, Las hilanderías, pero su obra maestra fue Las Meninas, citada en esta misma serie en el capítulo correspondiente al “Siglo de Oro”.

 

Publicado en el Blog de Campos el 09-08-2018

 

 

 

Anuncio publicitario

Etiquetas: , , ,

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: