Jubilación técnica

Baltasar Gracián nació en Belmonte de Gracián, aldea de Calatayud el 8 de enero de 1601 y murió en Tarazona (Zaragoza) el 6 de diciembre de 1658.

 

Su estilo literario se construye a partir de sentencias breves, denso contenido, con juegos de palabras y asociación entre éstas y las ideas, con un lenguaje lacónico, lleno de aforismos y capaz de expresar una gran riqueza de significados. El barroco es apariencia, engaño, ampulosidad. El hombre es un ser débil, interesado y malicioso.

gracian1En su libro, publicado en 1647, Oráculo Manual y El Arte de la Prudencia, se ocupa de dotar al lector de habilidades y recursos que le permitan desenvolverse entre las trampas de la vida. Para ello debe saber hacerse valer, ser prudente y aprovecharse de la sabiduría basada en la experiencia. Incluso disimular y comportarse según la ocasión. Todo ello le ha valido a Gracián ser considerado un precursor del existencialismo y de la postmodernidad.

 

De él entresacamos, para esta ocasión y resumidas por mí, las siguientes:

 

• La suerte es educada con los que vienen y descortés con los que se van.
• Se estima más mediocridad nueva que prodigio acostumbrado
• Hasta lo eminente se gasta y envejece. Todo ha tenido su momento y ha pasado.
• El prudente jubila con tiempo el caballo de carreras

 

En todos los aspectos, hemos pasado de un trato paternalista en las empresas, a una contraprestación de servicios entre trabajo y su remuneración.

 

Las grandes empresas, porque tienen que dar unos Resultados que mantengan la cotización en Bolsa y la columna peridiana de quienes ostentan el verdadero poder.

 

Las medianas empresas, porque se fijan en las más grandes y aspiran su rebufo.

 

Las pequeñas empresas, porque se han visto obligadas a recortar gastos.

 

En cualquier caso, pasó a la historia el trabajar en la misma empresa durante toda la vida laboral, debiendo acostumbrarnos a cambiar de empresa, a petición propia o mediante desenganche laboral que lo llama el patrono, despido puro y duro.

 

Las empresas cuidan a sus profesionales que trabajan en busca de la excelencia, mientras esté ahí, pero no cuando su rendimiento profesional haya bajado.

 

Tino Fernández, en relación al caso Casillas y el Real Madrid escribe: “Por eso, a pesar de tus éxitos, de la fama de estrella que tengas, de tu rendimiento y las recompensas que obtengas hoy, debes plantearte muy seriamente cómo se tomará tu compañía la hora de tu declive profesional. Incluso si crees que eres un empleado estrella, o lo sospechas porque te lo han dicho en tu compañía, debes saber que esta condición de favorito no te hace insustituible, y que cada vez más organizaciones se dan cuenta de que prescindir del talento estrella no sólo no es malo, sino que implica una verdadera liberación para la compañía, sobre todo en el caso de aquellos profesionales que no tienen un perfil equilibrado y que pueden hacer daño a la organización y a la marca con determinados comportamientos”.

 

gracian 2

 

¿A quién, de una u otra forma llamado, despiden en las empresas? El abanico es muy grande, pero a título meramente enunciativo y no limitativo, a:

 

• Los empleados tóxicos, aquellos que no resuelven problemas sino que los crean.
• Los que no aportan valor añadido
• Los que no coinciden con la idea del jefe supremo
• Los que hacen sombra al jefe, o al menos él lo cree así
• Los que han sido y ya no son
• Los que no toman decisiones acordes al puesto que desempeñan
• Los que tienen un sueldo grande y antiguo que pueden ser reemplazados por jóvenes con menos cargas para la empresa
• Los que ocupan puestos de trabajos que pueden ser mecanizados, informatizados o robotizados

 

Es por ello fundamental recordar lo que nos dice Baltasar Gracián, saber reconocer el momento profesional en el que cada uno se encuentra, para adelantarnos a los acontecimientos, pues la empresa siempre actuará con la cabeza y no con el corazón, aplicando las sentencias ciceronianas de las que escribe Gracián.

 

Ejemplos hay muchos, de políticos, futbolistas, empresarios, banqueros, altos ejecutivos, empleados de todo tipo y nivel salarial: Por razones endógenas o exógenas, han alcanzado su nivel de incompetencia, o al menos así lo considera la patronal correspondiente.

 

Una cosa hay que tener siempre presente. La experiencia, la preparación académica, cultural, profesional y moral, ha de servirnos para buscar nuevos horizontes, bien en otras empresas o en situación de prejubilado o jubilado, pues hay vida, mucha vida, en cualquiera de esas otras situaciones. Siempre se es joven para iniciar nuevas aventuras.

 

Publicado en PUERTA DE MADRID de Alcalá de Henares, nº 2388 del 05-09-2015

Anuncios

Etiquetas: , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: